Rincones con encanto

La exedra

exedra La exedra

Frente al conocido Museo Loringiano se encuentra este banco, diseñado según modelos clásicos e inspirado en una versión del arquitecto alemán Schinkel. Era muy habitual encontrarlo en los jardines de estilo paisajista del siglo XIX, donde se introducían referencias al mundo clásico. En él se han retratado numerosos personajes en su visita a La Concepción desde hace siglo y medio.

El cenador

CENADOR1 EL cenador con glicinia

Esta construcción de factoría Heredia es una de las más hermosas pérgolas realizadas en hierro en España. La glicinia que la cubre (Wisteria sinensis), trepadora de la familia de las Fabáceas, es originaria de China. Los doce pies sembrados por la familia Loring-Heredia allá por 1857 trepan por los ficus y palmeras de alrededor hasta casi 20 m de altura. Sus racimos de flores color lila y su suave aroma crean una atmósfera especial, convirtiéndose en un espectáculo único que se puede disfrutar durante aproximadamente 15 días entre finales de marzo y primeros de abril.

La Cascada

CASCADA1

En mitad del jardín se puede ver una cascada de agua rodeada de enormes hojas de la planta Monstera deliciosa. La cascada fue construida hacia 1878 por Jorge Loring y dividió el jardín en dos partes mediante torrentes, rías, puentecitos, pasos de piedras, estanques y otras cascadas más pequeñas.

Estanque de la ninfa

El estanque de la ninfa Estatua de la ninfa

Tras el año 1911 los segundos propietarios, la familia Echevarría-Echevarrieta, construyeron nuevas zonas ajardinadas, entre ellas la conocida como estanque y ría de la Ninfa. La escultura protagonista pertenece al escultor Valentín Dueñas. La ría recibe agua de una torrentera que se sitúa en su centro y que procede de una fuente realizada en grutesco situada por encima de ella.

Templete oriental

Templ La pérgola oriental

En los jardines del siglo XIX eran frecuentes elementos decorativos escondidos entre la vegetación, como esta pequeña estructura de hierro inspirada en la estética oriental.